La lucha por el trono europeo se pone cada vez más difícil

Eduardo Vidal Impagnatiello.-

Real y Atlético volverán a chocar en las grandes noches europeas. Foto: photopin (license)

El pasado 21 de abril en Nyon (Suiza) se realizó el sorteó de las semifinales de la UEFA Champions League, que se empezarán a jugar el 2 y 3 de mayo los partidos de ida, y el 9 y 10 de mayo los de vueltas. De estos choques saldrán los dos finalistas que el 3 de junio viajarán a Cardiff para luchar por la conquista de la “orejona”.

El primer emparejamiento que arrojó este sorteo fue Real Madrid-Atlético Madrid, el derbi madrileño. Estos dos equipos se han visto las caras cuatro veces en este torneo, tres de ellas en las últimas tres temporadas: en dos finales y unos cuartos de finales. En estas cuatro oportunidades el conjunto merengue ha salido victorioso, obteniendo la décima y la undécima Copa de Europa.

El Atlético de Madrid, entrado por Diego Simeone ha crecido mucho estos últimos años, llegando a romper el dominio en España que tenía Barcelona y Real Madrid, pero le falta ganar la “orejona”. A diferencia de años anteriores, los guerreros del Cholo son uno de los equipos más sólidos de Europa, transformando ese estilo defensivo de años anteriores, cuando se encerraban atrás y mandaban pelotazos para ver si se formaba un contraataque, convirtiéndolo en una escuadra muy versátil que juega de memoria, con  un trato mejor de la pelota, una defensa muy sólida con laterales que van al ataque y extremos rápidos y desequilibrantes, que son Saúl y Ferreira Carrasco, y con una dupla de atacantes que se complementan, una mezcla de juventud y experiencia, Fernando Torres y Antoine Griezmann, una verdadera sensación.

Cristiano Ronaldo quiere llevar a la gloria al Real Madrid. Foto: photopin (license)

El Real Madrid es el conjunto más ganador de la Copa de Europa, con 11 títulos, y es el campeón vigente. Los dirigidos por Zinedine Zidane buscan ser el primer conjunto desde 1990 en ganar dos títulos consecutivos. Hoy cuenta con uno de los mejores centrales de la actualidad, como lo es Sergio Ramos, y los dos mejores laterales del mundo, que son Marcelo y Carvajal. Disponen de un medio campo de miedo, compuesto por Casemiro, que le da el musculo en la parte medular, con la marca y la recuperación, y luego dos “magos” como Toni Kroos y Luka Modric, quienes le dan el juego al equipo. El equipo merengue tiene un poderosísimo ataque, comandado por Cristiano Ronaldo y Karim Benzema. El otro integrante de la BBC, Gareth Bale, estará ausente por lesión y su lugar seguramente será ocupado por Isco.

Este enfrentamiento va a ser muy luchado en el medio campo. Seguramente se verá un duelo de pura estrategia, un Real Madrid con buen manejo de la pelota buscando con calma penetrar el muro defensivo del Atlético, mientras que los colchoneros levantarán una defensa muy móvil y ciertas coberturas personales que intentará robar el balón y de inmediato atacar con velocidad y efectividad.

La ida será el 2 de mayo en el Santiago Bernabéu y la vuelta el 10 de mayo en el Vicente Calderón.

Simeone busca la Champions para el Atlético. Foto: photopin (license)

El otro juego que arrojó el sorteo es el Mónaco-Juventus, que será el 3 de mayo el partido de ida que se jugará en el principado, y el 9 de mayo la vuelta que se jugará en Turín.

Esta es la tercera vez que se verán las caras, con una victoria para cada uno, la más reciente hace dos años, cuando la Juventus eliminó al Mónaco de los cuartos de final de la temporada.

El equipo francés ha sido la cenicienta del torneo. Pero ahora los dirigidos por Leo Jardim buscarán llegar a su segunda final de la Champions, tras mostrar un estilo de juego muy versátil que se caracteriza por el ataque por las bandas. En la defensa cuentan con un buen central que va bien por arriba como lo es Glik y dos laterales como lo son Mendy y Sidibe que se suman siempre al ataque para expandir la circulación de balón cuando se ataca. En el medio campo el genio de Joao Moutinho le da juego al equipo y dos extremos rapidísimos como lo son Bernardo Silva y Lemar. Arriba estarán el experimentado y renovado Radamel Falcao, y el joven sensación en Europa, Kylian Mbappe, quien a sus 18 años ha marcado goles importantes para el Mónaco y se ha situado en la agenda de los grandes clubes europeos.

Dybala es el jugador que aporta la magia en la Juventus. Foto: photopin (license)

En el otro lado encontramos al equipo más sólido actualmente de Europa, que llega a semifinales después de eliminar al Barcelona. La Juventus, dirigidos por Massimo Allegri, se muestra como un fuerte candidato para quedarse con la orejona de este año, con un estilo de juego muy definido, con el legendario portero Gianluigi Buffon y con la mejor defensa del torneo, compuesta por Leonardo Bonucci, Giorgio Chiellini, Dani Alves y Alex Sandro En el medio campo brilla la dupla Pjanic-Khedira, que le aportan todo el juego a la Vecchia Signora. Un extremo desequilibrante como Juan Guillermo Cuadrado completa un ataque en el que destaca la genialidad de Paulo Dybala, quien le aporta esa chispa de calidad, y la contundencia goleadora de Gonzalo Higuain.

En este enfrentamiento veremos seguramente una Juventus con el dominio de la pelota, un equipo que se caracteriza por ser corto, no distanciarse tanto entre sus líneas y atacar con mucha gente para tener variantes. Del otro lado se parará un Mónaco que cuenta con la velocidad en las bandas, donde sacará provecho de eso para luego buscar a sus dos delanteros estrellas en el área.

Las semifinales son muy parejas y seguramente los partidos se definirán por pequeños detalles. Sin embargo, los antecedentes y la actualidad futbolística parece deparar una final Atlético-Juventos, con el equipo italiano como máximo candidato para quedarse con la orejona.

Mbappé lleva la ilusión al Mónaco. Foto: photopin (license)

Solo nos queda esperar los partidos y disfrutar del buen fútbol.

* Eduardo Vidal Impagnatiello es estudiante de Comunicación Social de la Universidad Monteávila.

Deja un comentario