Recuento

Vicente Corostola.-

 

1949

Harry S Truman es presidente. Lanza la bomba atómica sobre Japón. La Segunda Guerra Mundial acaba de la peor manera. Más tarde inicia la de Corea. Doris Day firma el firmamento con Qué será, será de El hombre que sabía demasiado; y de Hitchcock.

China se vuelve roja. La guerra civil la tiñe de cinabrio. El Partido Comunista gana la batalla y Mao al poder. Johnny Ray llora con Cry. Previo a Elvis, él es rey. La marquesina de Broadway se ilumina a todo dar con South Pacific. Diez Tony son la conquista. Walter Winchell es el abuelo de Chepa Candela. El chismeo ha nacido. ¡Que si Joe DiMaggio se hace de los Yankees de New York y viceversa. Es su última temporada. La leyenda había nacido. Y luego le llegó Norma Jeane.

“Harry Truman, Doris Day, Red China, Johnnie Ray / South Pacific, Walter Winchell, Joe DiMaggio”

1950

El senador Joe McCarthy le gustó jugar al gato y al ratón. La Guerra Fría le hizo efecto. La caza de comunistas es su misión. Richard Nixon, amigo del anterior, jugaría a la guerra años después. El diseño automotriz avanza. Nace el torpedo. La bala. Todos quieren un Studebaker. La televisión se hace popular. A la Edad de Oro le llega el color. Y El show de Lucy, y el de Ed Sullivan. Los rojos coreanos del norte invaden el sur. Kim Il-sung y Stalin, tropa en mano, cruzan el paralelo 38º. Del otro lado se encuentran con la pipa de maíz de MacArthur mientras Marilyn Monroe es toda una estrella de cine.

“Joe McCarthy, Richard Nixon, Studebaker, television / North Korea, South Korea, Marilyn Monroe”

1951

Los esposos Rosenberg son condenados por vender secretos a la Unión Soviética. La bomba H es creada. El jab de Sugar Ray Robinson lo hace campeón mundial de boxeo. Y en Panmunjom se firma el fin de la Guerra de Corea. Aunque M*A*S*H siguieran por once años más con su delirio. La melancólica actuación de Marlon Brando en Un tranvía llamado deseo, lo llevó al deseo de las estrellas. Y el ser calvo se hace moda. Yul Brynner conquista Broadway y Hollywood. Mientras El guardián en el centeno espera impaciente taladrar la mente de Mark Chapman.

“Rosenbergs, H-bomb, Sugar Ray, Panmunjom / Brando, The King and I and The Catcher in the Rye”

1952

“Ike” Eisenhower se hace presidente. Jonas Salk crea la vacuna contra la polio ¡Y le damos las gracias! Al otro lado del charco, Elizabeth Alexandra Mary asciende al trono de la Gran Bretaña como la reina Isabel II. Imágenes y documentales circulan en las aulas para su alabanza. Rocky Marciano comienza su invicto en los pesos pesados del boxeo. El primer Rocky. Más grande que Stallone. Kilos y kilos de lentejuelas son cocidos a mano en capas y ceñidos esmoquin para Liberace dándole su luz. Hasta que se hizo villano de Batman. Y con una frase tan demoledora “Los que no pueden recordar el pasado están condenados a repetirlo” muere el filósofo George Santayana.

“Eisenhower, vaccine, England’s got a new queen / Marciano, Liberace, Santayana goodbye”

1953

Adiós Stalin. El hombre de acero de la Unión Soviética muere. Lo suplanta Malenkov. La sonrisa de Nasser instaura la república en el monárquico Egipto. Pedro y El Lobo de Sergei Prokofiev suena en su funeral. Los hijos del magnate petrolero Rockefeller aparecen en la palestra en las buenas y en las malas. Y mientras Roy Campanella agarra todas las Spalding de los Dodgers de Brooklyn la Unión Soviética forma el Bloque Comunista. Su Telón de Acero .

“Joseph Stalin, Malenkov, Nasser and Prokofiev / Rockefeller, Campanella, Communist Bloc”

1954

A Roy Cohn le encantaba que le mojaran la mano. Villano de película. Condenó sin pruebas fehacientes a la familia Rosenberg. Perón encarceló opositores y desapareció a otros. Está a punto de caer. Lo musicaliza Arturo Toscanini. El poliéster de DuPont, Dacron se hizo consumo. Francia pierde el control de Indochina. Nacería Vietnam con más problemas. A lo lejos se escucha el primer rock’nroll. El mundo gira al son del Rock Around the Clock de Bill Haley.

“Roy Cohn, Juan Peron, Toscanini, Dacron / Dien Bien Phu falls, Rock Around the Clock”

1955

El tiempo de la relatividad se le hizo corto a Einstein. El Porche Spyder de James Dean lo dejó contra el suelo. El rebelde sin causa había muerto. Los Dodgers de Brooklyn ganan la serie mundial. Luego hacen sus maletas hacia Los Ángeles. David Crockett se hace famoso y las gorras de piel de mapache también. Volando por los aires nace Peter Pan y Elvis Presley mueve las caderas silenciando a media humanidad. Se inaugura Disneyland. El sueño que de tanto creerlo se convirtió en realidad.

“Einstein, James Dean, Brooklyn’s got a winning team / Davy Crockett, Peter Pan, Elvis Presley, Disneyland”

Así termina la primera parte de este caleidoscopio de titulares encerrados en cien cabeceras de periódicos. Una montaña rusa que resume en imágenes los acontecimientos a finales del siglo XX. Una canción de un profesor al piano. De un Billy Joel loco por la historia. Una lección viva de nuestro paso por esta vida.

“No empezamos el fuego / Siempre estaba ardiendo / Desde que el mundo ha estado girando / No empezamos el fuego / No, no lo encendimos / Pero tratamos de luchar”

*Vicente Corostola es profesor de la Universidad Monteávila

 

Deja un comentario