Amaños de partidos: La peor apuesta en el fútbol

Angel Peña.- 

Fútbol amaño
El arreglo de partidos es una mancha en el deporte rey. Foto: elcumanes.com

El fútbol de hoy en día se ha convertido más en un negocio que en un deporte, esto trae como consecuencia planes perversos que van totalmente en contra del lado deportivo. El único objetivo de obtener beneficios, el cual cuenta como un delito, que puede llevar a la cárcel con penas de hasta cuatro años.

La Policía Nacional de España detuvo a 24 personas por implicación en una supuesta trama dedicada al amaño de partidos en la segunda y tercera división del fútbol de España durante la pasada y la presente temporada, la cual tenía como caciques a dos ex futbolistas cuyos nombres no fueron revelados.

La investigación fue puesta en marcha por agentes de la Unidad de Delitos Especializados y Violentos (UDEV) de la Policía, en colaboración con efectivos de la Unidad de Investigación Tecnológica y Europol. Las provincias donde fueron originados los planes ilegales fueron Barcelona, Albacete y Badajoz.

Lino Parella, ex director técnico del Petare F.C y la categoría 20 del Deportivo La Guaira, comentó que toda situación ajena a lo que es al campo de juego, va en contra del futbol. “Este deporte transmite tanta emoción, euforia, alegría y hace pensar y sentir tanto a la gente”, señaló a modo de lamento.

“Los amaños de partidos es lo más grave que ha sucedido y que sigue sucediendo en este mundo del fútbol y más en La liga española. Aunque parezca mentira cuando está liga está por finalizar, cada temporada se escuchan casos de equipos que utilizan esta forma para beneficiarse en subir de categoría o no perder la categoría en la que se encuentran”, acotaba Parella.

El ex director técnico del Petare hizo referencia a que el amaño de partidos siempre es algo que va en contra del fair play. “No se puede aceptar y es difícil de comprobar, porque esto surge de la necesidad de que dicho equipo continúe en la liga, y por la propia conveniencia que pueda tener el equipo”.

Con ello logran llegar a estos arreglos antideportivos para ensuciar un deporte tan sagrado y que a nivel mundial es el número 1. Sin embargo, es cada vez más evidente el aumento de investigaciones en torno a estos hechos.

El presunto entramado en el fútbol español estaba liderado por dos ex jugadores que se aprovecharon de su experiencia para comprar voluntades de otros futbolistas activos, que forzaban jugadas en los partidos, como penaltis o tiros de esquina; otorgándoles más oportunidades para ocasiones de gol.

De acuerdo con los medios españoles, esta red de amaños podría venir probablemente de China.

Lo cierto es que no es la primera vez que las autoridades desarrollan una operación contra este tipo de delitos, ya en abril del 2017 el entrenador del Eldense fue detenido al ser considerado responsable de manipular un partido de fútbol de segunda división, en el que el club alicantino perdió por 12 a 0 con el Barcelona B. Este no es el único ni desafortunadamente el último caso de corrupción en la élite del fútbol mundial.

En la historia se han presentado desde arreglos en ligas profesionales de cada país, hasta en campeonatos mundialistas, pero el ex director del Deportivo La Guaira considera que el caso más relevante de amaño de partidos fue en Italia antes del Mundial de Alemania del 2006.

“Un equipo con tanta tradición y con tanto fútbol perdiera la categoría como la Juventus porque se les demostró que habían arreglado cierta cantidad de partidos. Con todo y ello la selección nacional de Italia estuvo en duda a ir al Mundial del 2006 por el escandalo por este suceso”, comentó Parella.

Debido a esto la Juventus fue enviado a la segunda división del fútbol italiano y perdió los títulos ganados en el 2005 y el 2006.

Lino agregó que fue un caso que movió a pocos meses del Mundial la postura y la participación de Italia, debido a las individualidades de ciertos jugadores con renombre y con una trayectoria que se quedó en duda, debido a que nadie pensaba que Italia iba a poder hacer nada después de ese escándalo, después de haber quedado expuesto de que su fútbol había sufrido ese golpe y mas de un equipo de tanta tradición y que no tenia la necesidad de amañar partidos.

Mientras el fútbol sea visto como un gran negocio, es inevitable que no se vuelvan a presentar casos de amaños de partidos.

*Angel Peña es estudiante de la Universidad Monteávila

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *