Consecomercio advierte del efecto “paracaídas” de las remesas

Gianna Camporeale.-

Foto: Cortesía.-

El presidente de Consecomercio, Felipe Capozzolo, advirtió del efecto “paracaídas” que tiene el ingreso de divisas al país, vía remesas, al señalar que esto solo implica un amortizar de la caída, pero no una solución, ni una salida a la crisis.

“Estamos cayendo, se abrió el paracaídas, pero seguimos bajando”, afirmó el representante empresarial, en visita a la universidad Monteávila -esta semana- como ponente en la lección inaugural de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas.

Al mismo tiempo, descartó que las cantidades que ingresan al país por concepto de remesas, estimadas en dos mil millones de dólares al año, sean significativas para una nación de 30 millones de habitantes, a lo cual se suma que este dinero va destinado casi de inmediato al consumo, según Capozzolo.

En declaraciones al medio de la universidad, el presidente de Consecomercio recordó que el comercio ha caído 40 puntos, por lo cual desestimó la “falsa ilusión” generada por estos ingresos puntuales.

¿Cómo ha impactado en la economía del país que entren dos mil millones de dólares anuales?

Ese dinero lo produce algún venezolano que se fue y les manda una ayuda a sus familiares aquí en Venezuela. Es un dinero que va directo al gasto y de alguna manera, tomando en cuenta que el comercio tiene una caída este año de 40 puntos y que el PIB ha bajado, ha logrado palear un poquito en algunos sectores el tema del consumo. Hasta cierto punto ha logrado subsanar algunos problemas críticos en hogares que reciben esa ayuda.

Es un pañito caliente pero debemos entender que dos mil millones de dólares al año corresponden a la economía del país más chiquito del mundo, no de  un país con 30 millones de personas. En este momento a lo que vamos es a una sociedad precaria y primitiva, pero para eso están los jóvenes que serán el futuro del país.

¿Está mejor el comercio en la actualidad en comparación con otros años?

Es totalmente falso, el comercio está cayendo 40 puntos, si alguien tiene 20 o 30 dólares para resolver una situación en determinado momento eso sencillamente tiene una tasa de caída más fuerte. Las remesas logran hacer que esa tasa de caída no sea tan fuerte pero sigues cayendo, es decir, abriste el paracaídas, estás bajando placenteramente pero estás bajando.

¿Cómo las empresas pueden seguir operando en medio de este panorama económico y no llegar a pérdida?

Tienen que reinventarse, lamentablemente la tasa de mortalidad del comercio -sobre todo en los centros comerciales- es muy alta, pero la única manera es comprender el mercado en el que estamos viviendo, reformular las necesidades, adaptarnos y tratar de generar productos para exportar y competir afuera y así generar divisas. Esa es la clave porque ya no hay petróleo.

¿Qué medidas tomaría Consecomercio para detener la hiperinflación?

La hiperinflación es la monetización del déficit fiscal, eso tiene más que ver con las políticas económicas que dicte el gobierno que con lo que pueda hacer, decir y pedir Consecomercio.

Consecomercio es un organismo que está ahí para decir, para sugerir, para defender libertades, pero al final el que toma las decisiones en materia monetaria es el Ejecutivo, y ellos son los que deberían generar un cambio en materia de política pública económica que frene el déficit fiscal, que frene la emisión de dinero sin respaldo y sin confianza, porque eso es lo que genera la hiperinflación.

*Gianna Camporeale es estudiante de la Universidad Monteávila

Deja un comentario