Para Consecomercio la creatividad es fundamental para innovar

Ainara Guevara B.-

En la vigésima lección inaugural de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad Monteávila, cuyo tema principal fue la innovación y competitividad en tiempos complejos, Felipe Capozzolo, presidente de Consecomercio, y Alfonso Riera, empresario que participó en representación del presidente de Fedecámaras, Ricardo Cusanno, señalaron que la creatividad y el aspecto tecnológico son cruciales para alcanzar una innovación exitosa al momento de emprender.

“La innovación no requiere de altas inversiones, si no de creatividad, que puede surgir de la propia crisis”, afirmó Riera, al mismo tiempo que enumeró distintos emprendimientos y franquicias exitosas creadas en Venezuela al dar un toque dignificador a un producto en particular.

A su vez, comentó acerca del trastoque de diferenciación, un fenómeno que requiere de dosis de creatividad y que en esencia consiste en competitividad e innovación, pues tiene por objetivo dar un carácter diferenciador a los productos o servicios existentes para otorgarle un nuevo valor al público, como ha sido el caso de la conversión de los quioscos o paradas inteligentes.

Durante el conversatorio, Capozzolo describió que anteriormente se buscaba la eficiencia al contratar mano de obra joven, mientras que hoy en día se aspira a tener nuevos empresarios que sean generadores de riqueza para competir con el mundo. Además, según Riera, la resiliencia es natural en las generaciones actuales, por lo que destacan por su factor de supervivencia, en lugar del nostálgico característico de la generación previa.

Capozzolo también mencionó que de invertir en algún servicio actualmente en el país, sería bueno realizarlo en uno que sea exportable, ya que puede ir aunado a la creatividad y a la innovación tecnológica. “La necesidad agudiza el ingenio”, aseguró el presidente de Consecomercio.

Sin restar importancia a la crisis que atraviesa el país, los representantes empresariales destacaron las bondades que pueden verse reflejadas en este momento, al señalar que debido a la situación que vive Venezuela desde hace años, las oportunidades en distintas áreas son muchas, porque “todo está por hacerse”.

“En Venezuela está todo por hacerse, hasta la rueda está por inventarse, no hay nada y todo está por hacerse, muchos actores tradicionales ya no están, porque se han ido”, acotó Capozzolo, no sin antes reconocer que el principal reto que enfrenta el país es la fuerte migración, que ha conducido a más de cuatro millones de personas a irse a otros destinos.

A lo largo de la lección, ambos ponentes resaltaron la importancia del tejido gremial del país, tanto por su factor de representatividad como por el hecho de llegar a ser el aval del empresario, y recomendaron a todos aquellos jóvenes interesados en el área que, de querer unirse, podrían hacerlo a través de entes como la Cámara Junior y la AJE (Agencia de Jóvenes Empresarios).

Como mensaje final, Capozzolo dijo que es necesario prevalecer, subsistir y buscar la empresarialidad como una vía creíble, para lo cual los jóvenes de ahora deben formarse para ser la élite que otorga empleo.

*Ainara Guevara es estudiante de la Universidad Monteávila

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *