Tos, fiebre y estornudo del encierro

Leandra Pumar.-

Estrés, inquietud, preocupación, aburrimiento, angustia, entre muchos más, son alguno de los sentimientos que pueden experimentar la mayoría de las personas en el encierro de sus casas, tras cumplirse casi dos meses de cuarentena.

Esta situación muchos lo comparan con estar en una cárcel y muchos lo viven fuera de sus hogares y lejos de sus familias, lo que implica un mayor reto.

La psicóloga Pura Zavarce, terapeuta de familia, life coaching y docente de la UNIMET, explicó que en estas situaciones es importante mantener un control de las emociones. 

“Reír, llorar y estar angustiados es normal”, aseguró la especialista, quien indicó que es muy importante concientizar los motivos para quedarse en casa, porque -de lo contrario- será imposible que las personas no se desesperen.

«He tenido unas tres crisis de ansiedad en menos de 15 días»

La experta reconoció que salir de la rutina genera un conflicto a nivel emocional y que situaciones como esta ponen a prueba la voluntad y el autocontrol.

Ante el reto de la cuarentena Zavarce recomendó la creación de nuevas rutinas, además de mantener relaciones afectivas por medios electrónicos, leer, pintar, armar rompecabezas, manualidades, etc.

Entiende que es complicado generalizar la situación porque no todas las personas tienen las mismas herramientas ni personalidades para afrontar este hecho. 

La cuarentena desde España

“He tenido unas tres crisis de ansiedad en menos de 15 días”, indicó Albany Viera, de 22 años, quien vive en Madrid, España. La joven afirmó que dentro de estos ataques siente taquicardia y en algunos casos le falta la respiración.

Viera cumple a cabalidad la cuarentena, debido a las fuertes limitaciones impuestas por las autoridades, entre ellas multas que pueden llegar hasta los mil 500 dólares.

Aseguró que parte de su frustración es porque antes ella podía pasar 10 horas del día fuera de casa. mientras ahora su rutina cambió totalmente. “Paso el día buscando qué comer en la cocina”, afirmó la joven. Igualmente, aseguró que puede tomar más de 3 litros de agua diarios para intentar calmar su inquietud.

«Ya no soporto el brillo de las pantallas ni el color blanco de las paredes»

El hecho de estar lejos de su casa ha complicado aún más la situación. “Puede ser una desventaja estar las 24 horas del día con personas con las que no estás acostumbrada a vivir”, dijo la estudiante.

Los niveles de ansiedad también le han afectado su dinámica educativa, ahora para ella es un desafío concentrarse para leer los trabajos de la universidad, no logra dormir más de 6 horas. “Ya no soporto el brillo de las pantallas ni el color blanco de las paredes”, subrayó.

Situación similar vive María Gabriella Pettus, joven de 20 años residenciada en Florida, Estados Unidos, quien reconoce que su movilidad se encuentra bastante limitada, solo sale cada cuatro días a realizar compras puntuales, y que uno de sus mayores generadores de estrés es justamente la falta de concentración para abordar sus estudios universitarios.

Veo mi casa como mi lugar de relajación”, afirmó la joven que se siente hiperactiva dentro de su casa y también le cuesta conciliar el sueño. “Me tomo 3 o 4 cafés al día cuando antes me tomaba 1, máximo 2”, dijo la joven. Confirmó que la mayoría de su día se la pasa activa en las redes sociales por el aburrimiento y participa en varios retos.

“Me tranquiliza mostrar mis actividades es Instagram, siento que es una manera de conectarnos todos”, dijo.

No más de una hora

En torno a la exposición que están viviendo las personas ante las computadoras y dispositivos digitales el social media manager y también director de Escuela de Redes, José Alegría, indicó que las plataformas son una distracción pero no se puede incurrir en excesos. “Una hora diaria es lo recomendado”, afirmó. 

Para el experto en redes, el promedio de uso de las aplicaciones gracias a esta situación ha aumentado significativamente, resaltó que ahora consumen contenido 3 o 5 horas más que antes, gracias en gran parte a los retos y nuevos hashtags que aparecieron.

Alegría enunció que los temas más “trending” están vinculados con los niños y con dinero. ¿Qué actividades hacer para los niños?, ¿cómo producir dinero en las redes?, además de los memes sobre la situación mundial.

Mientras que en algunas partes del mundo comienza la flexibilización de la cuarentena, la psicólogaZavarce recuerda que se debe respirar hondo 30 segundos y se debe entender que reír, llorar y tener alteraciones emocionales es normal, “no debemos caer en desespero, por el encierro”.

* Leandra Pumar es estudiante de la Universidad Monteávila

Deja un comentario