En la Universidad Monteávila la paz y los derechos humanos son los protagonistas

Ainara Guevara B.-

La segunda edición del concurso Campaña por la Paz, desarrollado en el marco del proyecto Reconciliacción, y en el cual participaron un total de 300 estudiantes de primer semestre y quinto año de Comunicación Social de la Universidad Monteávila y de la Universidad Santa María, respectivamente, anunció a sus ganadores de primer y segundo lugar. Error 404 y Cadena de Valores cautivaron al jurado calificador y se hicieron con los principales lugares de la premiación.

Una campaña para concientizar sobre el cyberbullying y crear redes de apoyo y otra para crear alianzas, propiciadas por charlas sobre valores, que a su vez se difundirán a través de las redes sociales, fueron las propuestas más completas y enriquecedoras, según la evaluación de cinco expertos en materia comunicacional y de promoción de derechos humanos y cultura de paz, miembros del jurado calificador.

Ocho jóvenes de la Universidad Monteávila recogieron sus certificados y asumirán el compromiso de ejecutar sus proyectos, en las próximas semanas. El acto se realizó en el auditorio principal de la UMA, en compañía de los representantes de la Unión Europea, Duccio Bandini, y las autoridades de la Universidad Santa María, aliada en esta ocasión para el desarrollo de este concurso, que ya alcanza su segunda edición.

Para esta ocasión el jurado calificador estuvo integrado por Alexandra Nerisanu, oficial de programas de la delegación de la Unión Europea en Venezuela; Griselda Colina, directora del Observatorio Global de Comunicación y Democracia; Rodrigo Núñez, director de la agencia de publicidad Oveja Negra; Isabel Quiróz, representante de People in Need en Venezuela y jefa del Proyecto ReconciliAcción y Néstor Ramírez, profesor de la Universidad Santa María, dados sus conocimientos y compromiso con valores tan significativos para la sociedad venezolana.

Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo del rector de la Universidad Monteávila, Francisco Febres-Cordero, quien recordó que la conceptualización de la paz es una tarea difícil, y que los proyectos concretos presentados por los jóvenes participantes “se encaminan a lograrlo al ser convertidos en agentes de cambio”.

“La definición más restrictiva de la paz es que es la ausencia de guerra”, expresó Febres-Cordero. “La paz, más bien, son condiciones, materiales, personales, que favorecen el perfeccionamiento social y el perfeccionamiento personal en un orden determinado”, continuó frente a un auditorio repleto de jóvenes involucrados en el cambio social.

Por su parte, Bandini, representación de la Delegación de la Unión Europea en Venezuela, resaltó que los jóvenes son la clave para la construcción de las sociedades pacíficas. “Las propuestas son testigo de que todavía hay jóvenes dispuestos a trabajar”, aseveró el Jefe de la Sección Política de la delegación de la Unión Europea en Venezuela, quien también recalcó que la violencia no es la solución a los conflictos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

“La paz recibe menos atención que sus contrapartes, conflictos y guerra”, afirmó Bandini al realzar la importancia de concursos como Campaña por la Paz, los cuales crean un entorno propicio para la acción y la reflexión que desarrollan a futuro la cultura de paz y la resolución de conflictos.

Como invitado especial en el acto de premiación estuvo el periodista Luis Carlos Diaz, quien desarrolló la ponencia “La importancia del contenido en los medios y en el desarrollo de las campañas sociales”. Durante su alocución, Díaz reconoció que por el rol que jugaron en su momento, los medios fueron causa de la polarización del país.

Para Díaz, no existe como tal un periodismo de paz, como alguna vez le dijo el periodista Ryszard Kapuściński, pero sí existe la responsabilidad de la tolerancia y el respeto al prójimo y la denuncia ética. Afirmó que ante los diversos escenarios ante los cuales puede estar un comunicador es necesario narrar los hechos sin demonizar al otro, dejando en evidencia la complejidad del conflicto. “Paz es que incluso en nuestras diferencias sepamos respetarnos”, recalcó.

Al mismo tiempo, comentó acerca de la existencia de algunos focos importantes de trabajo para alcanzar un periodismo orientado a la paz, como lo son los derechos humanos y la exigencia del correcto funcionamiento del sistema, para así disminuir la impunidad y los conflictos en los que está sumida Latinoamérica y Venezuela.

“Podemos convertirnos en bisagras, en una generación bisagra”, aseguró el comunicador. Diaz hizo referencia a la capacidad de diálogo que poseen los jóvenes en la actualidad, la cual puede generar una conexión con las generaciones anteriores y contribuir a la recuperación de la institucionalidad que requiere el país, por eso los invitó a ser “bisagras” en esta sociedad.

Campaña por la Paz es un concurso interuniversitario con la finalidad de llevar mensajes que inviten a las comunidades a promover la cultura de paz como base esencial de la convivencia, trabajando de la mano con los municipios Sucre y El Hatillo.

Es por ello, que en este mismo escenario se entregó el premio fotográfico Por amor al arte, cuya intención principal es destacar la labor de fundaciones e instituciones que trabajan en pro de los derechos humanos. Jóvenes estudiantes y recién egresados de la Universidad Monteávila se hicieron con el primer lugar y la mención honorífica de esta primera edición. César Dos Santos conquistó la preferencia del jurado calificador mientras que Miguel González obtuvo una mención especial, debido a la calidad de su trabajo.

La serie fotográfica de Dos Santos se centró en las actividades de la organización Santa en las Calles, mientras que la de González retrató el trabajo de Nutriendo El Futuro. Asimismo se entregó un premio a Stephanie Marcelot, quien conquistó a los votantes y se alzó con el mayor número de likes, al retratar la labor de RayiLuz y Haciendo Ciudad en El Calvario, en el municipio El Hatillo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

*Ainara Guevara es estudiante de la Universidad Monteávila

*Fotografías y video cortesía UMA

Deja un comentario