El adiós de Messi de la Copa América

Luigi Bitteto.-

Messi Copa América

Después de quedar goleador en la liga con 36 anotaciones  y primero en la tabla de asistencias con 14, se esperaba al mejor Messi con la selección Argentina en esta Copa América, pero los precedentes dicen lo contrario. El jugador que brilla con el Barcelona difícilmente se replica en las competiciones con su país, a pesar que en esta oportunidad jugó de extremo derecho, posición que asumió en sus mejores años con el equipo catalán.

Pitazo del árbitro y el astro argentino comienza a jugar su posición real dentro de la cancha, libre como acostumbra hacerlo y buscando su espacio en el partido, se ve a un Messi más enfocado en la distribución del balón y menos en el cambio de ritmo para buscar el arco, por  ende se ubica atrás de sus otros dos compañeros en el ataque, Agüero y Di María quienes no pudieron evitar que Argentina perdiera 0-2 en la primera jornada. Mal comienzo para la “Pulga” en el torneo americano.

Para el segundo partido sigue la espiral descendente en la que se encuentran Lionel Messi y la selección Argentina, esta vez sí se vio a un Messi tomando el balón,  encarando y tratando de buscar la jugada él mismo. Llegaría un penal cobrado por el 10 que le dio un respiro a la selección, pero no tapaba las malas actuaciones que habían tenido y que seguían en este partido. Se ve a un Lionel y a una selección más perdida que en la primera fecha a pesar del empate, como dijo Pablo Giralt durante el juego: “este partido lo empataron los jugadores”, haciendo referencia al mal trabajo de Scaloni en la selección.

Llegaría el encuentro contra Qatar y el mejor de la Pulga hasta ahora en la Copa América, buscando asociaciones, asistencias, rompiendo líneas de juego del rival, creando oportunidades como lo hace el mejor Messi del Barcelona, esto sumaria para una dolida selección Argentina. La albiceleste fluyó y el astro argentino apareció con una de sus mejores versiones, paradójicamente con el juego anterior, para este partido no llegarían goles ni asistencias.

Para el respiro del que seguro entrara en la historia del futbol mundial, llega otro buen partido, esta vez en cuartos contra Venezuela, muy similar al de Qatar, Messi sumaria calidad al juego de la selección dándole fluidez y claridad, le daría otro buen juego a la Argentina y deja en claro cuál es su aporte al equipo en la copa, contrario a su rol en el Barcelona, en la albiceleste esta para distribuir juego y darle esa pisada que nadie tiene en la selección.

Por ahora, Messi tiene todos los partidos de la Copa América jugados con 90 minutos, 1 gol y 0 asistencias. Está claro que la calidad del 10, en esta Copa América, no se deja ver en números. Incluso él mismo llegó a reprochar su desempeño en el torneo, antes de saltar a la cancha contra Brasil  «No está siendo mi mejor Copa América».    

Al finalizar el esperado partido contra la canarhina el 10 albiceleste no se contuvo y enfiló en contra de los árbitros, al considerarlos injustos en el marcaje del contrario, lo que significó la salida de Argentina del torneo al perder 2 a 0, a su parecer.

“Nos inclinaron la cancha mucho”, se arrancó el 10. Y continuó: “La gente de la Conmebol va a tener que hacer algo. En esta copa se cansaron de cobrar boludeces: manos, penaltis pelotudos y acá no fueron a mirar el VAR. Fueron dos penaltis claros que no nos cobraron. Para nosotros eran todas tarjetas y para ellos nada. Son jugadas que te van desquiciando y te sacan del partido. El árbitro no fue justo”, señaló.

Ahora solo queda la pregunta: ¿seguirá el considerado por muchos mejor jugador de la historia vistiendo los colores azul y blanco luego de esta derrota? La albiceleste de Messi sigue sin sumar grandes triunfos a su palmarés.

*Luigi Bitteto es estudiante de la Universidad Monteávila

Deja un comentario